Gerencias DINCS

La Fundación tiene principalmente 2 líneas de acción: 1) los Desarrollos Integrales de Comunidades Sostenibles (DINCS); y 2) alianzas, proyectos especiales y donaciones. El primer grupo se encarga principalmente de implementar los 3 componentes del modelo DINCS, mediante el cual la Fundación ejerce la gerencia de los Macroproyectos de Villas de San Pablo y Ciudad del Bicentenario: acompañamiento social, gestión para el equipamiento social y desarrollo urbanístico y promoción de la demanda de vivienda de interés social y prioritario. El segundo grupo se ocupa principalmente de darle continuidad y seguimiento a donaciones tradicionales de la Familia Santo Domingo y a identificar alianzas y oportunidades de sinergia en temas críticos para el desarrollo social como lo son la atención integral a la primera infancia, la atención a desastres, la educación y la salud.

El proceso de desarrollo integral de comunidad sostenible (DINCS) se puede dividir en 4 etapas: la primera de ellas se denomina habilitación del suelo, es decir, identificar las áreas que se utilizarán para la construcción de vivienda y las áreas de cesión (aquellas que se deben dejar para zonas verdes, instalación de redes de servicios etc.); en esta misma etapa se adelantan las obras de urbanismo básico, es decir que se instalan las redes y se construyen vías carreteables y de acceso. En una segunda etapa se inicia la construcción de viviendas y se asegura la conectividad a redes y servicios públicos. En una tercera etapa, que en muchos casos debe darse en paralelo a la segunda etapa, se adelanta la dotación de infraestructura social y se inicia la conformación de instancias de participación y decisión comunitaria. Y en una cuarta etapa la idea es propender por la sostenibilidad de la comunidad, asegurando que las rutas institucionales de ejercicio de derechos estén activadas, y que la comunidad encuentre su balanza comercial.

La Fundación Mario Santo Domingo (FMSD) ha liderado el proceso de gestión comunitaria de cara a asegurar la conformación de la Junta de Acción Comunal (JAC) de cada Macroproyecto y sus respectivos comités comunitarios complementarios. En el marco de estas instancias se formuló un plan de desarrollo local para cada Macro, que sirve como hoja de ruta que plasma la proyección de la comunidad, y establece sus prioridades en infraestructura social y desarrollo socio-económico.

Las respectivas secretarías de participación ciudadana lideran el proceso de gestión comunitaria. La Fundación por su parte, acompaña el proceso mediante la generación de los espacios, apoyo logístico, capacitaciones en el modelo DINCS, y la caracterización de la población. Las demandas que surjan de estas instancias de decisión, en términos de proyectos/programas que fortalezcan el equipamiento social, son canalizadas a través de las gerencias DINCS hacia el Comité Directivo de la Fundación, quien determina si procede activar la asesoría de la Unidad de Proyectos Especiales (UPE) y de la Dirección de Relaciones Interinstitucionales, para la formulación de los proyectos y gestión para su financiamiento, respectivamente.

Algunas de las solicitudes de equipamiento por parte de las JAC pueden ser financiadas o apalancadas por el Fondo Social, que se nutre de los excedentes de la operación inmobiliaria principalmente.

En cada Macroproyecto hay una Unidad DINCS compuesta principalmente de 3 grupos: un grupo de gestión comunitaria, un grupo de oferta y demanda y un grupo de gestión del conocimiento social.  El equipo de gestión comunitaria se encarga entre otros, de: (i) caracterizar a la población y sistematizar toda su información demográfica; y (ii) apoyar a la respectiva secretaría de participación de las alcaldías en el proceso de conformación y operación de las Juntas de Acción Comunal y de los comités comunitarios (que a su vez son quienes formulan el plan local de desarrollo de cada comunidad). Este grupo opera en estrecha coordinación con el grupo de gestión del conocimiento. El Grupo de Oferta y Demanda, por su parte, se encarga de identificar las demandas de la comunidad (plasmadas en su mayoría en el plan de desarrollo local), y de apoyarlas en la formulación de proyectos y gestión para financiamiento, apoyándose en la Unidad de Proyectos Especiales y en la Dirección de Relaciones Interinstitucionales (DRI) de la Fundación.

Las gerencias DINCS trabajan muy de la mano de la Unidad de Sueños y Oportunidades de la Fundación que en resumen, se ocupa de todos los temas de desarrollo urbano e inmobiliario. Esta Unidad subcontrata las obras de urbanismo relacionadas a la construcción de las viviendas, y su construcción. Se promueve además, la demanda mediante un proceso de postulación a subsidios del Gobierno Nacional y de los entes territoriales.